Honor
Creación de A. Robert Lauer
arlauer@ou.edu

  • TYME (Greek word for honor, akin to property). Cf. El poema del Cid: «Tan pronto como lo supo, nuestro Cid el de Vivar / que crece su compañía con que pueda honrarse más»; «Y, a más de lo que he dicho, os devuelvo a vos, Minaya, / los honores y las tierras, con las penas condonadas» [nota de Menéndez Pidal, Clásicos Castellanos ed., p. 155: «honores y tierras eran las rentas y territorios que el rey concedía en tenencia o gobierno a uno.  El que recibía la tierra o la honor cobraba las rentas, administraba justicia y tenía que sostener cierto número de caballeros para servir en la guerra al rey durante tres meses al año»]; «Quiero que estos casamientos queden concertados hoy, /pues con ellos creceré en honra, tierra y honor» [=feudos {feud = fee}].
  • HONRA: Don Sebastián de Covarrubias Orozco, Tesoro de la lengua castellana, o española (Madrid, 1611):  «Responde al nombre latino honor; vale reverencia, cortesía que se haze a la virtud, a la potestad. . . .  Restitución de honra, cosa grave y dificultosa de hazer».
  • HONOR: Real Academia Española, Diccionario de Autoridades (Madrid, 1732): «Se toma muchas veces por reputación y lustre de alguna familia, acción a otra cosa. . . . Significa también la honestidad y recato en las mugeres».  Ejemplo: Bartolomé Leonardo de Argensola, Conquista de las Malucas: «Cuelgan en las paredes las cabelleras de los que mataron en la guerra, y el número de ellas aumenta el honor».
  • HONRA: Real Academia Española, Diccionario de Autoridades (Madrid, 1732): «buena fama . . . Se toma también por la integridad virginal en las mugeres».
  • HONOR: Webster's Seventh New Collegiate Dictionary: "Reputation. . ., Recognition. . . Privilege. . ., a person of superior standing. . . one whose worth brings respect or fame . . . an exalted title or rank.  Social courtesies or civilities. Chastity, purity. . . integrity . . ., a keen sense of ethical conduct."
  • DISHONOR: Webster's Seventh New Collegiate Dictionary: "Lack or loss of honor; the state of one who has lost honor or prestige; shame; disgrace."
  • DISGRACE: Webster's Seventh New Collegiate Dictionary: "Loss of grace, favor, or honor; the condition of one fallen from grace or honor; something causing a fall from grace or bringing dishonor; disgrace implies a loss of favor or esteem once enjoyed or a severe humiliation not necessarily deserved1; dishonor often equals disgrace but may imply loss of self-esteem; shame stresses a painful or humiliating disgrace often suffered because of another's act or behavior."
________
     1El poema del Cid: Los infantes de Carrión azotan a las hijas del Cid, sus esposas: «Ay don Diego y don Fernando . . . nuestras cabezas cortad. . . estos tan infames tratos, no nos los déis a las dos».

NB:  Los términos honor y honra son sinónimos en español, según los diccionarios.  Sin embargo, algunos críticos literarios han tratado de hacer una distinción entre estos términos. 


I.  HONRA (masculina) 
  1. Se adquiere.
  2. Se hereda.
  3. Es concepto pagano y aristocrático.
  4. Se lleva en la sangre.
  5. El mundo la reconoce.
  6. El mundo la puede menospreciar y manchar.
  7. Se puede perder en los ojos del mundo.
  8. Es «el bien más alto» (Lope de Vega).
  9. La persona agraviada tiene que vengarse derramando la sangre del ofensor.  Razón: el hombre honrado ha adquirido su honra derramando sangre en guerra (cf. El poema del Cid: «--En cuanto amanezca el día comencemos a luchar--. / El Cid así contestó: --¡A mi gusto, eso es hablar! / Con esto os honráis, Minaya, tal como era de esperar--»; Las mocedades del Cid de Guillén de Castro: Don Diego: «¡En ti, en ti, espada valiente, / ha de fundarse mi honor!"»).
  10. Sólo un hombre honrado puede agraviar a un igual; los superiores no deshonran, sólo castigan; los inferiores no deshonran porque no tienen honra.
  11. El árbitro, dador y protector de la honra es el rey.
  12. El hombre agraviado muere en los ojos del mundo; su vida ofende a los honrados; en la edad clásica se suicidaba (cf. el samurai en el Japón); si queda vivo es un mero «cadáver vivo».  Ha muerto legalmente (cf. Shakespeare, Richard II: Northumberland: "Mine honour is my life; both grow in one; / Take honour from me, and my life is done"; Tirso de Molina, El burlador de Sevilla: D. Gonzalo: «muerto honor dijo, ¡ay de mí! / . . . / ¡Ay, que me has dado la muerte!» D. Juan: «Tú la vida te quitaste». D. Gonzalo: «¿De qué la vida servía?»).
  13. El hombre puede desagraviarse luchando contra quien lo injurió.  Las afrentas que no se vengan infaman y no pueden limpiarse (a menos que el rey intervenga).
  14. Si la persona injuriada no puede vengarse por su cuenta (a causa de la edad o la muerte del injuriado), otro tiene que vengarlo (un pariente o un amigo) ya que la muerte del injuriado no quita la deshonra (la deshonra se hereda) [cf. el Libro de Números {Viejo Testamento de la Biblia} 35:19, 27: «El mismo vengador de la sangre dará muerte al homicida; dondequiera que le encontrare, le dará muerte. . .  y [si] el vengador de la sangre matare al homicida, no incurrirá en delito de sangre»; Hechos de los Apóstoles {Nuevo Testamento de la Biblia} 7:24: «Y viendo a uno de ellos que padecía injusticia, le defendió, y vengó al agraviado, matando al egipcio»; Guillén de Castro, Las mocedades del Cid: Don Diego: «Mis hijos quiero llamar; /que aunque es desdicha tomar / venganza con mano agena, /el no tomalla condena / con más veras al honrado»].
  15. La persona afrentada tiene que mostrar que trató de defender su honra; el no haber tratado de hacer esto deshonra.
  16. Cosas que afrentan: El no reconocer la honra del honrado (al no saludar debidamente, al tocar al honrado en la cara o en la barba, al ser acusado de mentir, al burlarse del honrado, al ponerle cuernos, al acusarlo de algo deshonroso, al murmurar de él, al acusarlo de cobardía, etc.) [cf. Calderón, A secreto agravio, secreta venganza: D. Juan: «--Mentís--,dijo. . . / Apenas él pronunció / tales razones, don Lope, / cuando mi espada veloz / pasó de la vaina al pecho»]. 

Samurai deshonrado (seppuku)



II.  HONOR (femenino)
  1. Se posee.
  2. Se mantiene.
  3. Es concepto cristiano y democrático.
  4. Se ubica en el alma.
  5. El individuo (y el mundo) lo reconocen.
  6. El individuo lo puede manchar por sus actos.
  7. El individuo puede perderlo.
  8. Es «patrimonio del alma» (Calderón).
  9. La persona agraviada sólo puede defender su honor.  Razón: esta persona no ha adquirido honor luchando en guerra. Su defensa de honor consiste sólo en mantenerlo intacto.
  10. Nadie puede deshonrar a la persona de honor ya que el honor es interno y espiritual; en caso de honor moral, al no defenderlo se pierde y se deshonra esta persona.
  11. El árbitro, dador y protector del honor es Dios.
  12. La mujer deshonrada es vituperada y se convierte en ser despreciable por no haber podido preservar su honor.  En la edad bíblica y clásica se asesinaba (Virginia1) o se suicidaba (Lucrecia2) [cf. Deuteronomio 22:21: «sacarán la joven a la puerta de la casa de su padre, y los hombres de su ciudad la apedrearán para que muera; porque cometió vileza en Israel, fornicando en casa de su padre»].
  13. La mujer puede desagraviarse casándose con su ofensor (Dios es entonces el juez); al no poder hacer esto queda manchada aunque se case con otro.
  14. La persona injuriada generalmente no se venga por su propia cuenta; otro tiene que defenderla (Dios, su padre, su esposo, o un hombre que, como el rey, haga suya la afrenta).
  15. La persona deshonrada tiene que mostrar que trató de mantener su honor; el no haber tratado de hacer esto deshonra.
  16. Cosas que afrentan: El no evitar situaciones que pongan en peligro su honor o castidad (el hablar con un hombre, el ver a un hombre, el invitar a un hombre a su casa; el aceptar un obsequio de un hombre {aún por medio de otra persona como una celestina}, el escribir a un hombre).  La mujer honrada no habla ni sale desacompañada de la casa (Cervantes, Don Quijote: «mujer honrada, pierna quebrada y en casa») [cf.La Estrella de Sevilla: Estrella: «¿No me conoces? ¿No sabes / quién soy? ¿En mi boca has visto / palabras desenlazadas / del honor con que las rijo? / ¿Has visto alegres mis ojos / de la cárcel de sus vidrios / desatar rayos al aire, / lisonjeros y lascivos? / ¿En las manos de algún hombre / viste algún papel escrito / de la mía? ¿Has visto hablando, / dime, algún hombre conmigo / Porque si no has visto nada / de las cosas que te he dicho, / ¿qué delito puede haber?»]. 
_________________
     1 En el año 450 a. C., Apio Claudio trató de seducir a Virginia, hija de un centurión romano, aseverando que era esclava suya.  El padre de Virginia, no pudiendo evitar la futura deshonra de su hija, la acuchilla para salvar su honor, que se considera más importante que la vida (Livio 3.44; Chaucer, "The Physician's Tale").
     2Lucrecia es violada por un hijo de Tarquino el Soberbio, rey de Roma.  Lucrecia le cuenta este hecho a su esposo y se suicida.  Esto causa una conjuración en Roma que termina con la monarquía de los Tarquino en 510 a. C. (v. Shakespeare, "Rape of Lucrece").
 

Lucrecia

Virginia



Lauer.  Honor. [short form]
 
HONRA (masculina): 
  1. Se adquiere. 
  2. Se hereda. 
  3. Es concepto pagano y aristocrático.
  4. Se lleva en la sangre. 
  5. El mundo la reconoce. 
  6. El mundo la puede menospreciar y manchar.
  7. Se puede perder en los ojos del mundo. 
  8. Es «el bien mas alto» (Lope de Vega). 
  9. La persona agraviada tiene que vengarse derramando la sangre del ofensor.  Razón: el hombre honrado ha adquirido su honra derramando sangre en guerra. 
  10. Sólo un hombre honrado puede agraviar a un igual; los superiores no deshonran, sólo castigan; los inferiores no deshonran porque no tienen honra.
  11. El árbitro, dador y protector de la honra es el rey. 
  12. El hombre agraviado muere en los ojos del mundo; su vida ofende a los honrados; en la edad clásica se suicidaba  (cf. el samurai en el Japón);  si queda vivo es un mero «cadáver vivo».  Ha muerto legalmente.
  13. El hombre puede desagraviarse luchando contra quien lo injurió.  Las afrentas que no se vengan infaman y no pueden limpiarse (a menos que  el rey intervenga).
  14. Si la persona injuriada no  puede vengarse por su cuenta (a causa de la edad o la muerte del injuriado), otro tiene que vengarlo (un pariente o un amigo) ya que la muerte del injuriado no quita la deshonra (la deshonra se hereda).
  15. La persona afrentada tiene que mostrar que trató de defender su honra; el no haber  tratado de hacer esto deshonra. 
  16. Cosas que afrentan: El no reconocer la honra del honrado (al no saludar debidamente, al tocar al honrado en la cara o en la barba, al ser acusado de mentir, al burlarse del honrado, al ponerle cuernos, al acusarlo de algo deshonroso, al murmurar de él, al acusarlo de cobardía, etc.).
HONOR (femenino)
  1. Se posee.
  2. Se mantiene.
  3. Es concepto cristiano y democrático.
  4. Se ubica en el alma.
  5. El individuo (y el mundo) lo reconocen.
  6. El individuo lo puede manchar por sus actos.
  7. El individuo puede perderlo.
  8. Es «patrimonio del alma» (Calderón).
  9. La persona agraviada sólo puede defender su honor. Razón: esta persona no ha adquirido honor luchando en guerra.  Su defensa de honor consiste sólo en mantenerlo intacto.
  10. Nadie puede deshonrar a la persona de honor ya que el honor es interno y espiritual; en caso de honor moral, al no defenderlo se pierde y se deshonra esta persona.
  11. El árbitro, dador y protecto del honor es Dios.
  12. La mujer deshonrada es vituperada y se convierte en ser despreciable por no haber podido preservar su honor. En la edad clásica se asesinaba (Virginia) o se suicidaba (Lucrecia).
  13. La mujer puede desagraviarse casándose con su ofensor (Dios es entonces el juez); al no poder hacer esto queda manchada aunque se case con otro.
  14. La persona injuriada generalmente no se venga por su propia cuenta; otro tiene que defenderla (Dios, su padre, su esposo, o un hombre que, como el rey, haga suya la afrenta).
  15. La persona deshonrada tiene que mostrar que trató de mantener su honor; el no haber tratado de hacer esto deshonra.
  16. Cosas que afrentan: El no evitar situaciones que pongan en peligro su honor o castidad (el hablar con un hombre, el ver a un hombre, el invitar a un hombre a su casa; el aceptar un obsequio de un hombre [aún por medio de otra persona como una celestina], el escribir a un hombre).  La mujer honrada no habla ni sale desacompañada de la casa («mujer honrada, pierna  quebrada y en casa», dicho español mencionado en el Quijote).
A. Robert Lauer
arlauer@ou.edu

Última actualización:
23 de agosto de 2013